4 de junio de 2011

Locrio -La paella criolla del Caribe hispanoparlante-

El criollo para adaptarse a su realidad en la isla, tomó los ingredientes disponibles y creó su propia cocina, un buen ejemplo de esto es el uso de  la bija en sustitución del azafrán. 
El locrio de la islas de Santo Domingo, Cuba y Puerto Rico son muy similares entre sí: arroz guisado con alguna proteína cárnica o vegetal: carnes, pescados, mariscos, tocino, chuletas, costillas, longanizas, sardinas, arenque, bacalao, molondrones, maíz....   y así hasta donde llegue la imaginación. 
El nombre con que conocemos este plato pudo venir de la combinación de Locro (guiso de carnes con papas y judías o maíz y hortalizas y verduras, muy común en Sur-américa) y Criollo (blanco nacido en las colonias).  Entonces sería guiso o locro + criollo = Locrio.  
Su orígen e ingredientes convierten al locrio en la variante más cercana a la tradicional Paella española.  Aquí mi versión personal:


Ingredientes para 4...

Con una hojita de Oregano poleo
2 taza de arroz
4 tazas de cerveza ó agua normal
1 cebolla picada
1 zanahoria pequeña
1 berenjena pequeña
1 pimiento rojo o ají cubanela
1/2 cucharada de salsa de tomate ó 1 tomate grande rojo y muy maduro
1 cucharada de gengibre rallado
2 hojas de oregano poleo fresco (reservamos para el final)
1 majado de: ajos, ajies gustosos, cilantro, sal, pimienta y oregano molido
1 cucharadita de curry
1 cucharada de alcaparras
1 cucharada de agrio de naranja (podemos sustituirlo por un poco del aguita de las alcaparras)
2 chuletas ahumadas de cerdo, (o sustituir por la carne preferida de pollo, fileticos de res, salchichón... cerdo fresco, longaniza o una combinación de varios)
Sal, pimienta y aceite


Cómo se hace...
En un caldero con tres cucharadas de aceite, sofreimos la carne hasta que tome color, y ponemos las cebollas, gengibre, pimientos y demás verduras menos el tomate.  Damos unas vueltas y dejamos sofreir y añadimos el majado del pilón (mortero), mezclamos, ponemos el tomate, curry y las alcaparras, semi tapamos a fuego medio. Mientras, lavamos el arroz para quitarle un poco del almidón. Volvemos a nuestro caldero, le damos unas vueltas y le echamos la cerveza, esperamos a que hierva, confirmamos de sal y echamos el arroz.  Movemos para que no se pegue y dejamos destapado, a medio fuego hasta que seque.
Una vez seco, ponemos dos cucharadas de aceite, el agrio de naranja y el oregano fresco picadito, volteamos y tapamos con el fuego bajito, unos 15-20 minutos.   Pasado ese tiempo, el arroz debe estar listo para servir!


Acompañamos con una abundante ensalada verde y aguacates y unas lonjas de platanos maduros fritos.  La tradición dice además, que lo debemos servir con una taza de habichuelas rojas guisadas :)


Que aproveche!










13 comentarios:

  1. A mi me encanta el locrio ... pero sin habichuela!

    ResponderEliminar
  2. hola guapa!! que arroz mas rica, se ve estupènda. Me he quedado alucinada, doce sobrinos tienes?? madre mia, pues para hacerlres galletas no daras a abastos.
    un beso reina!

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  4. Me gusta mucho el locrio de chuletas y maíz, ¿podrías intentar hacer una paella mixta con mariscos y carne, o un arroz al horno?

    ResponderEliminar
  5. Para Sabi....
    :)

    Para Rocio...
    Despues de escribir 12 me puse a contarlos y en realidad son mas, jaja. Pero 12 son los mas pequeños, los otros los veo menos porque viven en otro país o ciudad. Pero sí que dá trabajo hacerles galletas, son muy exigentes! :D Gracias por visitar el blog
    Un beso

    Para Mary...
    Me encanta la paella, en todas sus variantes. Y tengo una receta de arroz gratinado buenísima, a ver cuando me animo hacerla a tu salud!

    Borré tu primer comentario repetido, pero no sabía que se vería asi de raro. I´m Sorry
    Beso

    Cocco

    ResponderEliminar
  6. uff, madre mia mas de doce......
    respecto a ponerle tostas a mi receta, tiene su explicacion chica, les puse tostas porque se come tipo canape, en vez de tener base de pan, tiene base de pepino, entiendes, al caso es lo mismo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. hola
    en una manera de cocinar distinta la mía pero me gusta aprender otra clase de cocina intentare hacer alguna de tus recetas espero que me salgan bien

    gracias un saludo

    pepe

    ResponderEliminar
  8. Mira k bien, no conocia la historia del locrio y la procedencia de su nombre. Un poco de cultura junto a una receta tradicional delas antillas mayores, un lujo! El locrito se vee bien. Buen trabajo mi nina
    Elvira

    ResponderEliminar
  9. Qué arrocito más rico Roxanna, me encanta con cualquier ingrediente, soy muy "arrocera" jejejejeje

    Un beso guapa :)

    ResponderEliminar
  10. Muchas gracias por la receta, te sigo desde ahora volveré a visitarte.

    ResponderEliminar
  11. Para Pepe...
    Que bien, luego me dices que tal te pareció esta manera diferente de hacelo y seguro te saldrá muy bien, que ví tus blogs y eres un experto dónde los haya.
    Un saludo

    Para Elvira...
    Un poco de historia viene bien, verdad! si conocemos nuestras raices nuestra cocina mejora al hacer uso consciente de los productos y su mezcla.
    Gracias y un besote

    Para Patrizia...
    Eres arrocera..? pues entonces te gustará R. Dominicana, jajaj. Arroz se como a diario aqui.
    Besito

    Para Trini...
    Gracias a tí :D

    ResponderEliminar
  12. Me encanta esta entrada Cocco!!!como me gusta aprender cosas nuevas!! Te ha quedado un arrocito de lujo!!

    Un beso!

    ResponderEliminar
  13. Waoo, tantos años comiendo locrio y nunca me pregunté de donde venía su nombre. Pero yá lo sé, gracias a tu blog. Tu locrio no es el más típico, pero en la foto se vé bien bueno, ñam ñam ñam

    ResponderEliminar

No te vayas sin comentar... lo que sea!!!! jajaja XD
;P